Google
 

martes, 18 de noviembre de 2008

Método Doman: variaciones


Después de un tiempo aplicando el método Doman con tu hijo, llegará el momento de introducir algunas variaciones. Imagina, improvisa, no hay límites.

Cuando empiece a aprender el abecedario puedes dejarle escribir en el procesador de textos de tu ordenador. Empezará escribiendo sólo letras, pero poco a poco las irá juntando para formar palabras, o te preguntará con qué letras se escribe una determinada palabra. Mientras tú deletreas, el niño escribe.

Si es observador, pronto de dará cuenta de que, al pulsar la tecla "A" en la pantalla aparece la grafía "a". Acaba de hacer un importante descubrimiento y, si se lo explicas de forma sencilla y natural, nunca tendrá ningún problema para distinguir las mayúsculas de las minúsculas.

Déjale el ordenador y confía en él: no lo guíes y no trates de dirigir su aprendizaje, pues "solo" es un juego para él.